Recent

Cómo adquirir maquinaria con Leasing

El leasing o arrendamiento financiero es un producto destinado al
financiamiento de activos fijos (inmuebles, vehículos o maquinaria
destinados al giro del negocio), mediante el cual el banco compra el
activo, se lo arrienda al cliente por un plazo establecido y al
finalizar este, el cliente tiene el derecho de comprarlo a un valor
prepactado. Actualmente el leasing es la mejor alternativa para
financiar la compra de activos fijos para las pymes, según Adolfo
Torres, gerente de Leasing de Scotiabank, por ello conviene conocer
sus beneficios y formas de acceder a ellos.

1. Verificar opciones de financiamiento.
Actualmente, las principales opciones de financiamiento que tiene un
empresario para la adquisición o renovación de maquinaria y equipos
son dos: un préstamo de mediano plazo o un leasing (arrendamiento
financiero).

El principal beneficio de un leasing frente a un préstamo de mediano
plazo es la depreciación acelerada de la maquinaria durante la
vigencia del contrato, lo que permite pagar menos Impuesto a la Renta
en los años en los que se tiene el leasing. Para tener este beneficio
son necesarias algunas condiciones donde la principal es que el
leasing tenga un plazo mínimo de 24 meses para bienes muebles
(vehículos, maquinaria y equipos) o 60 meses para bienes inmuebles.
¿En qué radica ese beneficio para el cliente? Por ejemplo, si la
maquinaria adquirida costaba inicialmente US$100.000, con la
depreciación acelerada de un leasing a 2 años, a los 12 meses el
cliente habrá depreciado US$50.000 (50%). Cabe anotar que esto es una
aceleración de la depreciación; por tanto, si el cliente se queda con
la maquinaria, en el tercer año ya no contará con la depreciación.

2. Consideraciones para compra de maquinaria o equipo.
Antes de solicitar una operación de leasing, el cliente debe estar
seguro de conocer bien las características y ventajas del equipo o
maquinaria que quiere financiar. También debe estar al tanto de las
condiciones de pago y garantía que le otorga el proveedor. Si bien el
banco compra el equipo y es el propietario, el cliente es responsable
de las condiciones de compra del equipo, la relación con el proveedor,
del correcto uso y mantenimiento del mismo durante el plazo del
contrato.

Es indispensable que el equipo financiado a través de un leasing esté
asegurado durante todo el plazo del contrato. El seguro puede ser
financiado por el banco y estar incluido en las cuotas de leasing o
puede ser endosado por el cliente.

3. Requisitos básicos.
Una vez decidida la compra del activo fijo, el empresario debe
acercarse al banco y solicitar una cotización. En caso de que solicite
un crédito por primera vez, es muy probable que el funcionario que los
atienda les haga preguntas básicas como: giro del negocio, para qué
desea comprar el activo y cuáles son sus ventas anuales. Esto para
evaluarlo de la manera más eficiente.

Una vez que el empresario esté de acuerdo con la cotización, el
funcionario le pedirá la información necesaria para evaluarlo.
Básicamente, le pedirá llenar un formato de información comercial (lo
entrega el banco),  constitución de la empresa y poderes (es
fundamental contar con poderes específicos para realizar operaciones
de arrendamiento financiero), declaraciones juradas de IGV (cuatro
últimos meses) e Impuesto a la Renta (últimos dos años). En caso se
trate de una microempresa, deberá recibir una mayor asesoría por parte
del funcionario para completar la información necesaria.

¿Cuánto tiempo toma aprobar un leasing? En caso sea su primera
operación (o tome préstamos esporádicos), los tiempos pueden variar
desde 3 días hasta 2 semanas. Esto depende de la correcta solicitud de
información por parte del banco y su sistema de evaluación y de que el
empresario cuente con la información completa. Según Adolfo Torres,
las demoras suelen ocurrir cuando el banco solicita detalles de las
cuentas del balance del cliente, así como la respuesta a preguntas
sobre evolución financiera de la empresa.

En caso de que el empresario haya tenido algunos retrasos en pagos, ya
sea a bancos, Sunat, AFP u otros proveedores, es importante que
previamente los haya solucionado o tenga el sustento del motivo por el
que tiene el retraso, pues los bancos cuentan con esa información al
momento de evaluar al cliente.

Una vez aprobada la operación, el banco elaborará un contrato de
arrendamiento financiero que será firmado en minuta y escritura
pública antes de proceder a la compra del activo.

4. Ejercer opción de compra
El arrendatario (cliente) tiene la opción de comprar el activo durante
el contrato de leasing, aunque lo usual es que lo haga una vez
concluya su cronograma de pagos. Puede también darse el caso que el
cliente desee prepagar el leasing y comprar el activo para lo cual
deberá solicitarlo formalmente al banco para que este prepare la
liquidación respectiva. Es usual (sobre todo en caso de vehículos de
trabajo) que una vez ejercida la opción de compra, el cliente venda
los activos y utilice la ganancia como cuota inicial para un nuevo
leasing y así continuar teniendo ventajas tributarias.

Share on Google Plus

About thepublisher

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario